Hacia el V Encuentro Discípulos Misioneros Testigos del Amor de Dios

Posted:

ST LOUIS, MO — Hace unos días nos reunimos en St. Louis Missouri los directores del Ministerio Hispano a nivel nacional, dirigidos por la asociación NCADDHM (Conferencia Nacional Católica de la Asociación de Directores Diocesanos del Ministerio Hispano) por sus siglas en Inglés, no solo para celebrar ya sus 25 años de existencia, sino también para explorar caminos, revisar estrategias y prepararnos para el gran Kairós que se acerca para nuestra comunidad de habla hispana en los Estados Unidos en los siguientes 4 años: La preparación del V ENCUENTRO NACIONAL de agentes y líderes de nuestra comunidad de habla hispana, luego de casi 44 años de empezar a caminar como una Iglesia activa y deseosa contribuir a la historia eclesial de los Estados Unidos, revisando, evaluando, y proyectando los nuevos retos de nuestra Iglesia.

Fue una reunión festiva, gozosa, llena de esperanzas e ilusiones, acompañada por 5 obispos, más de 20 sacerdotes, diáconos y un número muy significativo de directores diocesanos a nivel Nacional. Todas las 14 regiones episcopales estuvieron representadas en la conferencia. Se sintió la gracia de Dios activa e iluminadora en los 3 días del encuentro.

Creo que es muy oportuno co-nocer un poco de historia para entender el por qué es necesario este V Encuentro y cómo ha empezado a generarse este movimiento eclesial de los Encuentros que le han dado identidad y rumbo a la historial eclesial de los hispanos en los Estados Unidos.

El I ENCUENTRO de Agentes de pastoral hispana se llevó a cabo en Washington DC en 1972. Solo hubo 30 participantes directores de Mi-nisterio Hispano para ese momento. Se quiso desarrollar un primer plan pastoral para los hispanos en USA, establecer los primeros centros nacionales y regionales dedicados a formar y preparar los líderes hispanos, nombrar directores regionales para el ministerio hispano. Se creó una oficina Nacional en la conferencia de obispos de los EEUU llamada “secretariado para los asuntos hispanos”.

El II ENCUENTRO fue celebrado en 1977 en Washington DC también. Hubo un cambio positivo desde el anterior Encuentro. Había ya 8 Obispos hispanos, frente a solo 3 existentes durante el primer Encuentro. Hubo ya 82 directores del Ministerio Hispano para este Encuentro. La Evangelización fue el principal lema de este Encuentro: “El pueblo de Dios avanza”. Se preocupó mucho por la formación integral de nuestros líderes. Aquí se formaron los 8 Institutos Regionales de formación a nivel nacional.

El III ENCUENTRO fue celebrado en 1985. Encontramos una estructura eclesial más madura y participativa. Se elaboró el primer Plan de Pastoral Hispana. Con el lema de ser una Iglesia misionera y participativa. Objetivos de este encuentro: Fomentar liderazgo pastoral, Evangelización, traer compromiso y participación de todos los grupos y movimientos eclesiales existentes, enfocarse en el esquema de los Encuentros a nivel diocesano. Organización de la pastoral de conjunto con otras agencias diocesanas y parroquiales.

El IV ENCUENTRO fue sobretodo una fiesta celebrativa en el Jubileo del año 2000 reuniendo a Jóvenes de todo el país. Fuimos anfitriones de la multiculturalidad entre mulatos y mestizos reconociéndonos como peregrinos que dan la bienvenida a todos. El lema fue: “Muchos rostros en la casa de Dios” reconociendo nuestra riqueza racial, de tradiciones y costumbres.

Ahora es el momento de celebrar el V ENCUENTRO porque los retos siguen creciendo, el mundo cambia a una velocidad vertiginosa, la realidad de nuestra comunidad hispana también han cambiado, y por tanto la Iglesia debe responder a estos cambios y retos: El papa Francisco nos ha puesto una gran tarea: Ser una Iglesia Misionera, pobre y que sale al Encuentro del Otro.

Hoy somos 42 millones de hispanos con una mayoría católica, pero muchos de ellos no practicantes. Muchos aún se sienten discriminados, marginados, aunque con una fe enraizada.

Nuestros hispanos no están ajenos al fenómeno de la secularización y materialismo, tenemos ya familias hispanas de segunda y tercera generación que pierden su identidad, no encuentran su lugar en la Iglesia o se sienten excluidos.

Por eso el lema de este Encuentro es DISCÍPULOS MISIONEROS TESTIGOS DEL AMOR DE DIOS. Los invito a todos abrir sus corazones a este tiempo de gracia (kairós) para nuestra comunidad católica hispana.

En Septiembre 24 nuestra Diócesis, acompañada y animada por nuestro Obispo diocesano, comenzará el entrenamiento para los líderes parroquiales de modo que podamos ir a la misión ad extra en las periferias de nuestros vecindarios y acercarnos a los que están lejos. Podremos revisar, replantear y/o cambiar nuestras estrategias parroquiales de pastoral actuales con el fin de ser más inclusivos y eficaces. Finalmente podremos compartir esas experiencias en un encuentro diocesano. Será una experiencia novedosa y gratificante. Esperamos contar con la mayor cantidad de líderes, jóvenes, movimientos eclesiales, agencias diocesanas pastorales y miembros de nuestra sociedad hispana.

Este es un momento de gracia y salvación. Bienvenidos a la aventura del V Encuentro… descubramos lo que Dios tiene preparado para nuestra Iglesia latina integrada en la historia de la Iglesia católica en los EEUU.