Camino a 150 aniversario, la Diócesis de Providence Lanza Una Campaña Histórica

Posted:

Redacción Central

PROVIDENCE - En cuatro años, el año 2022, nuestra Diócesis de Providence celebrará su 150 aniversario de fundación en el 1872. Compuesta por el Estado de Rhode Island, la diócesis abarca 134 parroquias, más de 1,085 millas cuadradas, sirviendo a casi 200,000 hogares católicos. Además, la Diócesis de Providence tiene varias escuelas secundarias diocesanas, parroquiales y regionales y escuelas primarias, instalaciones para el cuidado de adultos, hogares para ancianos, campamentos juveniles y centros comunitarios, varios monasterios y residencias de sacerdotes y hermanos religiosos. Quince de nuestras parroquias tienen comunidades hispanas activas que han crecido casi un 75% en los últimos 15 años. De hecho, nuestra Iglesia es una fuerza para el bien en el estado de Rhode Island y todos debemos estar orgullosos de este patrimonio.

En agradecimiento y aprecio por los casi 150 años de la Diócesis de Providence, el Obispo Tobin ha temido acertadamente nuestra campaña de la capital Agradecidos por la Providencia de Dios. Este esfuerzo histórico tiene el objetivo de recaudar $50,000,000 para ayudar a fortalecer nuestras parroquias, alentar nuestras vocaciones al sacerdocio mediante el apoyo a nuestros seminaristas, proveer ayuda a nuestros sacerdotes jubilados, apoyar nuestros programas sociales a través de Caridades Católicas, y a continuar el mantenimiento de nuestra Iglesia Madre,la Catedral de San Pedro y San Pablo.

Todas las parroquias de nuestra diócesis participarán en esta campaña y se les pedirá que hagan todo lo posible para ayudar a nuestro obispo a cumplir con esta meta. Cada parroquia también se beneficiará en gran medida de este esfuerzo porque el 40% de todos los fondos recaudados regresarán a nuestras parroquias para ayudar con las necesidades locales. Alentamos a cada familia a que pongan esta campaña, nuestro obispo, pastores y todos nuestros líderes, en oración al Señor. Lo que hagamos ahora tendrá un gran impacto en el futuro de nuestra familia diocesana.