Cursillo de Cristiandad Un Movimiento de Evangelización para Cristo

Posted:

PROVIDENCE - Por 16 años el Cursillo de Cristiandad ha venido trabajando en la Evangelización convirtiéndose en uno de los más activos movimientos apostólicos de la Diócesis. Este año serán reconocidos por el premio Lumen Gentium por su servicio en la Evangelización y Comunicaciones.

Rosa Rivas, Directora Laica del Cursillo dijo “Estoy muy agradecida con Dios y la Diócesis por este reconocimiento, porque el cursillo de cristiandad está trabajando muy bien está haciendo un tremendo esfuerzo en la evangelización de los ambientes, alcanzando a los alejados, aquellos que se han olvidado de la iglesia y de Dios y esa es nuestra misión”.

Ella dijo que el Cursillo busca el poder sacar a una persona de su ambiente “para llevarle a vivir el Cursillo, evangelizarlas y volverlas a injertar en ese ambiente; para que esa persona sea la que se encargue de evangelizar y convertirse en un gran apoyo a la parroquia”.

Ella comentó que el Cursillo está presente en la mayoría de las parroquias sirviendo a las iglesias y en la diócesis.

El Diácono Vicente Caban por su parte contó “yo he estado participando antes en los cursillos de Massachusetts por años y en verdad que lo que se está haciendo en Providence es tremendo, estamos haciendo el trabajo que nos manda hacer Jesucristo que es llevarle el mensaje del evangelio a los demás hermanos, tanto a hombres como mujeres porque esos son los hermanos que se están también preparando para un futuro. Posiblemente cuando nosotros ya estemos con Dios en el cuarto días que estos hermanos también sigan llevando ese mensaje de evangelización”. “Yo admiro a cada persona que trabaja que trabaja en ese equipo por su dedicación y soy el primero que lo apoyo 100% no solo con mi presencia y mi trabajo sino de todas las manetas que pueda”, él añadió.

María Gonzalez, miembro de la directiva dijo “Es un honor recibir este premio porque nosotros hemos venido trabajado por mucho tiempo y ahora se nos están abriendo puertas y reconociendo en muchas iglesias al Cursillo como una herramienta y apoyo en la evangelización”.

Gladys Mateo, ex directora de la Escuela de Líderes del Cursillo dijo “para integrarse en el cursillo de cristiandad y vivir el cursillo la persona tiene que tener todos Sacramentos significa que la persona tiene que estar viviendo en gracia y recibiendo los sacramentos”. “El cursillo es un curso breve pero intenso donde uno va a tener un encuentro con uno mismo, con Cristo y con los hermanos, es una vivencia inexplicable, algo maravilloso”, ella dijo.

“Yo el año pasado estuve en la cena del galardón, y yo recuerdo que cuando tu hija recibió el premio yo pensé: ¿Cuándo tendremos la oportunidad de recibir ese premio? pero nunca me imaginé que al año siguiente el Cursillo de Cristiandad sería reconocido, no como para nosotros que se nos suba a la cabeza, sino para tener más responsabilidad, más trabajo y llegar a mas almas, porque la gloria es para Dios y no para nosotros”, ella concluyó.

Finalmente Rosa Rivas dijo que “Jesús ha escuchado nuestras oraciones y nos está mandando gracias y muchas bendiciones a todos nosotros, pues hemos estado trabajando silencio prácticamente durante 16 años”.

Ella dijo que antes del Retiro de 4 días los candidatos van a un Pre-Cursillo, como una entrevista donde miembros del equipo van a la casa y le explican al candidato exactamente lo que es el Cursillo. “Después que ya ese candidato aceptado de ir a vivir el cursillo, allá recibirán unos cuantos temas y luego los conectamos a un grupo de amistad que vayan a las Ultreya, reuniones semanales en las parroquias”.

“Allí se reúnen para planificar actividades de evangelización, salen a rezar Rosarios, compartir la palabra de Dios, y entonces después todos esos grupos se reúnen en la parroquia para compartir la fe juntos”, ella añadió.

Finalmente ella compartió que hacen seguimiento y tienen una Escuela de Dirigentes que se reúne todos los martes excepto el tercer martes del mes, con presentaciones de un guía espiritual que puede ser de un diácono, un sacerdote o un líder laico.

“Es muy bonito, pues nosotros vamos a nutrirnos toda la semanas en la Escuela y también queremos darle las gracias a la Diócesis porque por años no permiten usar el salón para que nosotros tengamos la Escuela de Líderes”.