La Imitacion de Cristo

No hay contraseñas para ir al cielo

Posted:

Una de las plagas de nuestra tecnología moderna es la necesidad de recordar contraseñas. El pavor de las contraseñas son requeridas para poder activar las computadoras, teléfonos inteligentes, cuentas del medio social, cuentas de banco, y otros programas que usted tenga. Un artículo de la revista Forbes estima que nosotros tenemos alrededor de 27 contraseñas.

Pero, ¿Cómo recordar tantas contraseñas? Todos hemos pasado por el mismo problema, ¿verdad? Existen varios sitios donde podemos entrar y todo esto es muy seguro pero de todos modos necesitamos… ¡una contraseña!

En medio de este mundo mágico, yo me pregunto si alguno de ustedes sabe si existe alguna contraseña para entrar al cielo. “Un momento”, nos dice Jesús. “No bastará con decirme: ¡Señor! ¡Señor!, para entrar en el Reino de los cielos; más bien entrará el que hace la voluntad de mi Padre del cielo. Mateo 7:21. En otras pa-labras, usted no podrá entrar en el cielo simplemente con decir las palabras correctas o por decir algunos rituales religiosos.

Estaba pensando en mi tía Gert, hermana de mi mamá, uno de los miembros más queridos de mi familia. Mi tía Gert era un alma buena y amorosa, pero no le gustaba ir a misa. “Yo no tengo que ir a misa, decía. “Yo tengo un sobrino que es sacerdote y solo menciono su nombre y me dejan entrar en el cielo”, mi tía Gert era una versión de algunos ciudadanos de Rhode Island que siempre dicen, “Yo conozco a alguien”.

Dice Jesús que para entrar en el Reino de los cielos tenemos que hacer la voluntad de su Padre. ¿Y cuál es la voluntad de su Padre? Bueno es muy sencillo, amar a Dios, a tu prójimo y cumplir los mandamientos, arrepentirnos de nuestros pecados y cre-cer en santidad cada día. En otras palabras tener una fe activa y fuerte.

Yo me preocupo mucho especialmente por los jóvenes hoy en día, ellos no tienen fe ni tampoco tienen un lugar para Dios en sus vidas. Me pregunto si ellos alguna vez han pensado en salvar sus almas. ¿Será que alguna vez han pensado en el juicio final? “No todo el que dice Señor, Señor” entrará en el Reino de los cielos, nos dice Jesús.

Algo para reflexionar: ¿Será que Jesús lo va a reconocer y le dará la bienvenida cuando llegue a la puerta del cielo?